lunes, 24 de octubre de 2016

Bullet Journal: ¿Qué tareas añadir? ¿qué escribir y qué no?

A menudo vemos multitud de imágenes de bullet journals a través de Google, Instagram o Pinterest, donde vemos escritas las más diversas tareas, pero ¿qué tareas son las que debemos escribir realmente en nuestro Bullet Journal? ¿Cómo decidimos qué escribir y que no? En esta entrada vamos a hablar sobre ello.



Para empezar hay que entender que no para todo el mundo son importantes las mismas cosas, un Bullet Journal es muy personal, puede que lo más personal que tengas sobre tí en tu casa, y refleja tus necesidades y prioridades. Lo que para uno es necesario, para otros no lo es.




Primeramente anotaremos:

Tareas planeadas con antelación, son tareas que tendremos anotadas en nuestra vista anual, que luego a principio de mes pasan a la vista mensual cuando la construimos, y que si quieres ir más allá, también pueden pasar a una vista semanal que escribas a principio de semana.

También escribiremos tareas planeadas en el momento, cuando llega la hora de escribir las tareas del día que tienes por delante, te acordarás de tareas importantes que no estarán en tus vistas: anual/mensual/semanal, y las apuntarás sobre la marcha. 



Y dentro de todo esto, ¿qué tareas escribir?

1- Eventos: lo primero que anotaremos serán eventos como cumpleaños u otro tipo de aniversarios y citas importantes, cómo cita con el médico, el dentista, llevar a tu mascota al veterinario, citas y reuniones de trabajo, exámenes, o el día que tengas que ir a hacer algún trámite importante. Además es bueno escribir estas cosas las primeras y en rojo u otro color llamativo, para que no se olvide fácilmente.

2- Tareas prioritarias semanales o diarias: pueden no ser tareas tan importantes como los eventos, pero son cosas que quieres hacer ese día, sí o sí, o por lo menos lo quieres intentar. Después de los eventos, son las cosas más importantes que tienes que hacer ese día y que no quieres olvidar. Pueden ser del hogar, de tu trabajo, tus estudios o cualquier faceta de tu vida. También puede implicar tareas que conformen el plan de acción para ese día sobre algún tema en concreto, un proyecto, las tareas del hogar, las tareas del jardín, un plan de estudio, etc.

3- Tareas que queremos convertir en un hábito: esas son las típicas cosas que pueden no tener sentido para otras personas cuando ven tu bujo, pero que para ti si lo tienen, porque quieres que se conviertan en un hábito, quieres convertir en un hábito hacer deporte, leer, beber dos libros de agua al día, escribir en tu blog, etc. Apuntas estas tareas junto con todo lo demás, y escribirlas y leerlas te recordará que debes hacerlas.



¿Qué no debemos escribir?

No escribiremos cualquier tarea que hagamos a diario o semanalmente pero que no tengamos absolutamente ningún problema en hacer, esas tareas que nunca olvidamos, no anotas: ducharte, comer, coger las cartas del buzón, cocinar, etc. No anotas "barrer el suelo", si lo haces a diario y no tienes ningún problema, pero a la mejor si anotas tareas del hogar, si intentas formar un sistema de organización donde cada día hagas una tarea distinta,  y quieres acostumbrarte a ese sistema de organización. 

***

Espero que estos consejos os hayan ayudado y os hayan aclarado un poco las ideas. Nos leemos en la próxima entrada. 

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...